fbpx

Reseñas - Estados Unidos

Matthew Stromberg

Tiempo de lectura: 8 minutos

A
A

24.01.2019

Regeneración: Three Generations of Revolutionary Ideology en el Vincent Price Art Museum

Por Matthew Stromberg
Los Angeles, California, EE.UU.
29 de septiembre de 2018 – 16 de febrero de 2019

A medida que los movimientos de derecha se afianzan en todo el mundo —desde Estados Unidos hasta Brasil y Europa— los progresistas liberales se enfrentan a una crisis existencial. Al sentirse traicionados y desilusionados con las promesas de la izquierda institucional, deben buscar nuevas formas de resistencia al conservadurismo cultural, la xenofobia y las ideologías capitalistas destructivas que están aplicando una violencia real sobre las comunidades ya marginadas. Sin embargo, en lugar de comenzar de nuevo por completo, hay un rico legado de movimientos revolucionarios y subversivos sobre los cuales construir.

Regeneración: Three Generations of Revolutionary Ideology en el Vincent Price Art Museum (VPAM) se centra en tres ejemplos de pensamiento y acción radical del siglo XX, cada uno adoptando el término regeneración. El primero de ellos es el periódico político publicado en Los Ángeles por los hermanos anarquistas Flores Magón de 1900-1918; el segundo es la revista Regeneración producida a principios de los setentas que fue un portavoz vital para el Movimiento Chicano; y el tercero es el espacio experimental de arte y performance con un enfoque comunitario, Regeneración / Popular Resource Center de Highland Park, que se desarrolló entre 1993 y 1999. Aunque cada uno de estos fue geográficamente activo en áreas superpuestas y adyacentes al centro de LA y Eastside, el programa rastrea una amplia red de resistencia cultural y activismo político mexicano y chicano que abarcó dos condados.

Uno de los principales desafíos de la exposición es cómo capturar movimientos que se basaban más en creencias radicales, activismo y comunidad, que en objetos estéticos. En lugar de dejar que las obras de arte individuales cuenten estas historias, Regeneración parte de una amplia gama de material de archivo, publicaciones, documentación de performance, video y fotografía. (Apropiadamente, hay un sólido programa de películas y espectáculos que acompaña a la exposición, incluido un simposio de dos días celebrado el otoño pasado). Esto permite que cada versión de Regeneración se represente en las formas de aquellos medios que mejor se adapten a los mismos; sin embargo, los resultados para el espectador pueden variar.

Tal es el caso de la primera sección centrada en los hermanos Flores Magón, Ricardo, Enrique y Jesús, activistas y editores mexicanos radicales, que comenzaron su carrera de disidencia política en protesta por la dictadura de Porfirio Díaz. En 1900, fundaron Regeneración, el periódico oficial del Partido Liberal Mexicano (PLM), y en 1904 huyeron de su país de origen, después de que su escritura fue prohibida, para establecerse finalmente en Los Ángeles, donde continuaron publicando en el exilio. La primera oficina del periódico en Los Ángeles estaba en la calle East 4th en los límites del actual Little Tokyo, antes de mudarse al complejo Flores Magón en Edendale, en el límite del actual Silverlake/Echo Park.

El periódico se centró no sólo en cubrir la revolución que se libraba en México en ese entonces, sino también en defender la justicia social y los derechos laborales. Su eslogan, “Escrito por trabajadores y para trabajadores”, es un excelente reflejo de dicha misión. La exposición reproduce una serie de caricaturas que capturan la postura anticapitalista y antiimperialista del periódico. Otras piezas de imágenes efímeras, como fotografías, cartas y reproducciones de periódicos, culminan en una serie fotográfica de Ricardo Flores Magón, quien fue arrestado varias veces por su retórica incendiaria y ataques contra la participación de Estados Unidos en México. En 1918 fue arrestado por sedición, pues publicó un manifiesto contra la guerra, y fue enviado a la Penitenciaría Leavenworth en Kansas, donde moriría cuatro años después.

Examinando estos documentos históricos, se puede establecer un cierto tipo de fatiga informativa. La historia es fascinante, pero una exhibición de museo convencional es un lugar especialmente difícil para encontrarla. Lxs curadores han incluido algunas obras de arte contemporáneo, como Tierra y Libertad (2013) de Rubén Ortiz Torres, que reproduce el eslogan anarquista, introducido en la Revolución Mexicana por los hermanos Flores Magón, en pintura termosensible. Sin embargo, éste es un intento de animar el material de archivo que no tiene éxito.

Aproximadamente cincuenta años después, otra revista tomaría el nombre de Regeneración en una referencia deliberada al espíritu revolucionario de la generación anterior. Esta revista, fundada por la activista Francisca Flores, surgió del Movimiento de los Derechos Civiles Chicanos de finales de los años sesenta y cubrió la política, la poesía y el arte, a menudo con una tendencia feminista. Se convirtió en un vehículo de colaboración para el colectivo de arte chicano ASCO, de cuyos miembros, Harry Gamboa Jr. fue uno de los organizadores principales durante las huelgas estudiantiles de 1968 en el este de Los Ángeles y fue el segundo editor de la revista. VPAM tiene en exhibición varios números de la revista, cuyas portadas ilustran una energía DIY. Un dibujo de Cuauhtémoc adorna una de esas portadas, conectando las luchas de las comunidades latinas en Los Ángeles con una forma de resistencia indígena de siglos de antigüedad. Otro collage de fotos tomadas  por Gronk, miembro de ASCO, entremezcla imágenes del grupo con primeros planos de los ojos penetrantes de Ricardo Flores Magón, dejando claro su reclamo al linaje ideológico.

Además de su actividad editorial, ASCO organizó performances callejeros, como First Supper (1974), en la que organizaron una cena en un camellón en Whittier Boulevard, sitio donde la policía abrió fuego contra una multitud tres años antes. VPAM ha incluido documentación fotográfica de esta performance junto con fotos de otra realizada casi 25 años después en el Día Nacional de Protesta contra la Masacre en Chiapas, en la que se presentan a Patricia Valencia, Felicia Montes y Martina Estrada Meléndez, artistas conectadas al Popular Resource Center de Highland Park. Hay momentos como estos en la exhibición —otro rastrea una línea de resistencia feminista—, donde el tiempo se colapsa y se atisban las sinergias entre los diferentes movimientos.

La última sección viene con sus propios desafíos, ya que se centra en un espacio comunitario maleable en el noreste de Los Ángeles que estaba más orientado hacia el rendimiento y la efemeridad que hacia los objetos estáticos. Fundado por los músicos Rudy Ramírez, de Aztlan Underground, y Zach de la Rocha, de Rage Against the Machine, el Popular Resource Center comenzó como un espacio para el estudio político, pero se convirtió en un centro cultural y artístico que atrajo a un grupo diverso de artistas, músicos y organizadores. Su indignación creativa se dirigió a la agitación que sucedía tanto en el país como en el extranjero. Los Ángeles aún se estaba recuperando del levantamiento de 1992, mientras que se aprobaban medidas antiinmigrantes como la Proposición 187, al mismo tiempo que en México, los zapatistas comenzaron su propio levantamiento contra el gobierno mexicano en 1994. [1] Mientras tanto, el paso del TLCAN estaba marcando el comienzo de una nueva era del neoliberalismo económico en la región.

El programa VPAM intenta transmitir algo de la energía vital del Centro, aunque uno se queda con la impresión de que se tenía que estar allí. Han recreado el puesto de su estación de radio pirata, Radio Clandestino, Culture, New & Ideas Corporate America Doesn’t Want You to Know, que emite todos los sábados desde el museo, mientras que los videos de actuaciones de bandas asociadas con el espacio se reproducen en una pared cercana. Folletos, fotos, dibujos y videos capturan la gama de actividades, desde acciones de solidaridad política con el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), hasta actuaciones vanguardistas de Guillermo Gomez-Peña y el colectivo de arte feminista Mujeres de Maíz, hasta dibujos por Raúl Baltazar, bocetos surrealistas que recogen la crudeza de las portadas de revistas de ASCO.

Regeneración es una increíblemente y ambiciosa exhibición que reúne muchas cosas en una galería bastante compacta, tratando de encontrar un equilibrio entre la amplitud y la profundidad que no siempre es lograda. En ciertos momentos, parece que un libro sería un medio más apropiado para interactuar con el material y, afortunadamente, VPAM ha producido un delgado pero completo catálogo. Las fotos y caricaturas de cien años de antigüedad encuentran un hogar más agradable entre las cubiertas de aglomerado utilitario que las que se encuentran detrás de una vitrina de vidrio. A través de la publicación, uno puede darse el lujo de pasar de una época a otra, comparando diferentes expresiones de radicalidad y evocando la experiencia de leer un número de la revista Regeneración. Y para el contexto histórico de las imágenes, varios ensayos reveladores llenan los vacíos con mayor profundidad de lo que se podría deducir de una ficha técnica.

Hay algo mortal sobre la presentación de los archivos en el entorno de un museo, que les drena la sangre, lo que se contrarresta por la interacción íntima con la página impresa o el drama de la actuación en vivo. Para su crédito, VPAM ha aumentado la exposición adecuada con ambos, lo que debería considerarse tan parte de la experiencia de Regeneración como el espectáculo en sí.

En una correspondencia muy casual, el catálogo se imprime en la Ciudad de México en La Casa de El Hijo del Ahuizote, espacio de Diego Flores Magón, bisnieto de Enrique. Éste es el mismo edificio donde se publicó la primera Regeneración, que ahora es una imprenta y archivo administrado por Diego, completando el círculo de las redes fronterizas de resistencia cultural.

[1] Significativamente, los zapatistas estaban influenciados por elementos del Magonismo de los hermanos Flores Magón.

Notas

  1. Significativamente, los zapatistas estaban influenciados por elementos del Magonismo de los hermanos Flores Magón.

filtrar por

Categoría

Zona geográfica

fecha