Blog

Tiempo de lectura: 4 minutos

A
A

26.03.2020

Silent Water

Galería Mascota, Ciudad de México
4 de febrero de 2020 – 4 de abril de 2020

Galería Mascota presenta Silent Water, una exposición colectiva ilustrada a través de ocho artistas intergeneracionales, que exploran las relaciones entre el detalle, la intimidad, y la temporalidad.

Con un rango de formatos que varían desde la escultura en formato diminuto hasta la fotografía, las obras destacadas en Silent Water crean un ambiente de delicada tensión. Representado la fuerza humana en la fragilidad de un momento pasajero. Las obras de los artistas destacados, prolongan un sentido de intimidad que puede llegar a la frontera de lo incómodo. Concediendo el privilegio de tener una mirada fija sobre un momento transitorio, como observar atentamente una vena expuesta o la superficie de un mar abierto. Simulando la superficie de un lago estático antes de ser irrumpida por el lanzamiento de una piedra, existe un peligro en la quietud antes del acto. La posibilidad de la interrupción evoca un miedo innegable a perder el momento si le quitamos la mirada. Esta es una urgencia para la que no siempre estamos preparados pero nos podemos encontrar anhelando. Las dinámicas de lo expuesto y lo vulnerable en las obras permiten una interacción delicada entre la curiosidad del espectador y la honestidad del acto artístico. Aunque Silent Water no se centra en una narrativa en particular, las obras viven en diálogo con la lucha compartida, volviéndose un retrato íntimo que nos recuerda porque regresamos al arte.

Artistas

Dike Blair (n. 1952) comenzó sus imágenes cotidianas de escenas (mayormente) americanas en los años ochentas. Trabajando en óleo y gouache, los tableros fotorealistas de Blair emanan de sus propias fotografías. Un flâneur moderno, capturando las las observaciones poco excepcionales del dia a dia.

Vija Celmins (n. 1938) es una artista visual letona-americana mejor conocida por sus pinturas y dibujos fotorrealistas de ambientes naturales y fenómenos como el océano, las telarañas, campos de estrellas y piedras. Su trabajo inicial incluye esculturas pop y cuadros monocromáticos representacionales. Basada en Nueva York, ha sido el sujeto de más de cuarenta exhibiciones individuales desde 1965.

Willem De Rooij (n.1969) comenzó trabajando en la serie de Bouquets  una colección de esculturas florales en el 2002, luego en colaboración con Jeroen Rijke (1970- 2006) A través de varias culturas humanas, los bouquets de flores se cargan con un rango de significados respecto a diferentes eventos y contextos. Colocadas dentro de un museo como una obra de arte, la naturaleza temporal y pasajera de las flores es destacada, al igual que su complejos significados sociales.

Robert Gober (n.1954). Las esculturas de Robert Gober cuestionan los objetos del diario. Lo que descubre al cuestionar lo común, es lo inquietante y lo desconcertante. Tomando objetos una cama, una cuna, una puerta, los pertrechos de una mascota que aunque anónimos, también son universales, él juega con la tensión entre las formas castrantes y las fuertes connotaciones emocionales y físicas que les adjuntamos.

Félix González-Torres (n.1957-1996). Creados entre 1987 y 1992, los rompecabezas representan el compromiso más largo de González-Torres con cualquier medio de trabajo. Los rompecabezas de producen usando laboratorios fotográficos comerciales de acceso rápido, transformando la imagen al souvenir. Le hablan al interés del artista en lo comercial y los métodos de producción fácilmente disponibles, al igual que cuestionan cómo imbuir lo intencional y emocional sin la presencia de la mano del artista.

Gordon Hall (n.1983) crea objetos ambiguos que frecuentemente son acompañados por performances que les dan propósito y personalidades similares a los de una persona a estos objetos inclasificables. Los objetos llegan a provocar sentimientos de empatía, cuidado y sensualidad que amplían el entendimiento humano de la relación entre uno mismo y el medio ambiente.

Michael Ross (n.1955). Por los últimos veinte años Michael se ha enfocado en pequeñas y precisas esculturas montadas en la pared creadas de residuos, y piezas misceláneas difíciles de identificar. Las esculturas más tempranas de pequeña escala de Michael Ross consistieron de un solo dedal conteniendo el polvo de diferentes cuartos de su casa. Dado que su escala es tan pequeña, las obras se caracterizan por su precisión y su lógica crípticas Duchampiana.

Wolfgang Tillmans (n.1968). La obra de Tillmans se distingue por su emoción desvergonzada y la tensión entre lo extraño y lo familiar. Usando toda tecnología fotográfica a su disposición, Tillmans toma retratos, naturalezas muertas, y paisajes en los que los sujetos varían desde amigos parcialmente desnudos en momentos privados a modestos arreglos de objetos domésticos cerca de ventanas.

http://www.galeriamascota.com/

filtrar por

Categoría

Zona geográfica

fecha